29 de junio de 2007

A la gente no le gusta el cine español

Seguro que esa es la copla con la que ustedes se quedaron después de leer y oír las noticias de hace un par de semanas sobre una encuesta que mostraba que "Más de la mitad de los españoles considera 'mediocre o poco interesante' el cine español" (Elmundo.es, algo parecido pero menos preciso en Elpais.com). La noticia salió, naturalmente, por todas partes.

Una lectora que prefiere que no cite su nombre me cuenta que tras buscar y buscar la encuesta dio con el blog El CineExín, de Pedro José Vallín (periodista de La Vanguardia) que cuenta con mucha retranca en su entrada "Basurero sociológico" que asistió a la rueda de prensa de presentación del estudio y que algunas cosas que allí se decían le sonaron raras (por ejemplo, un dato reproducido por muchos medios, que un 35% de los encuestados estaban en contra de las subvenciones ¿y el resto?). Así que, mosqueado, pidió ver el estudio completo, del cual no se les había entregado copia en la rueda de prensa. Los presentadores del estudio (catedráticos) transmitieron el mensaje de que tal cosa era innecesaria, que vaya tostón... pero accedieron a enviarlo por correo electrónico a quien lo pidiera (en realidad es un pdf de tablas y gráficos que se lee rapidito, que mi lectora obtuvo del propio Vallín y que a su vez me envía).

Así lo hicieron, y Vallín descubrió cosas interesantísimas (como por ejemplo que al 64% de la gente las subvenciones le parecen bien o muy bien). También que lo de "mediocre" tiene una interpretación complicada, derivada de una redacción muy discutible de la pregunta. Lean la entrada entera de CinExín porque no tiene desperdicio.

Lo más interesante de la historia es lo que cuenta Vallín de cómo las agencias de prensa, y luego todos los medios, se conformaron con la información sesgada que les habían dado en la rueda de prensa para componer su información. Nadie esperó a tener en sus manos el resultado completo (llegó muy tarde ese mismo día: los que lo enviaron sabían lo que se hacían). Y eso sucede ante una noticia totalmente atemporal, que lo mismo puede salir hoy que mañana. Parece que los medios son completamente incapaces de resistirse al calendario impuesto por la rueda de prensa y el despacho de agencia. Hay que contarlo hoy, aunque sea mal, aunque nos estén dando gato por liebre. ¿Por qué?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.