14 de diciembre de 2017

El extraño caso de las mujeres que morían de infarto

Gracias a José M. he conocido una bonita pifia estadística de ayer en El País. Se trata de esta noticia:

Las mujeres mueren más que los hombres por enfermedades cardiovasculares porque nunca les habían contado estos síntomas 

¿Es la medicina machista? Cardiólogos y expertos han hecho un análisis y estas son sus conclusiones

El argumento inicial de la noticia es que los síntomas que casi todos asociamos con el infarto ("dolor intenso en el pecho que se extiende hacia el brazo izquierdo") corresponden más bien en realidad a los síntomas típicos en los hombres. "Las mujeres presentan sintomatología diferente, por lo que no se suele identificar a tiempo y esto provoca una mortalidad más elevada." [Negritas mías]

Luego se contaba que, en efecto, en la estadística de mortalidad del INE se ve que "existe una brecha de mortalidad cardiovascular entre mujeres (67.736 fallecimientos) y hombres (56.461). Es decir, la mujer muere un 6% más que el hombre por problemas del corazón." [Negritas en el original]

Y seguía este párrafo explicativo del fenómeno:
¿A qué se debe esta diferencia de más de 10.000 muertes anuales entre hombres y mujeres? A que durante años se ha interpretado el infarto del corazón como algo típicamente masculino, con síntomas que no coincidían con los de la mujer y por tanto no se acudía a urgencias a tiempo. Esto, unido a los hábitos de vida cada vez menos saludables, el estrés, el tabaquismo y el desconocimiento sobre el peligro de esos síntomas ha hecho que la mujer sea carne de cañón para la angina de pecho.
A continuación una serie de expertos parecían corroborar que efectivamente en España hay un problema con el el seguimiento y control de las mujeres con problemas cardiovasculares conocidos, que se falla en el diagnóstico, y que la propia paciente y su familia suelen tardar más en identificar el infarto, y llaman a los servicios de urgencias más tarde.

No voy a discutir que estas últimas afirmaciones sean ciertas. Y es posible que, por ello, las muertes de mujeres por infartos y otras enfermedades cardiovasculares sean más de las que podrían o deberían ser.

Pero lo que no es cierto, como bien me indicó José,  es que la mortalidad por estas enfermedades sea mayor entre las mujeres que entre los hombres. Veamos las cifras de fallecidos de 2015, citadas más arriba, entre hombres y mujeres, pero distribuidas por edades:


-->
Defunciones por causa de muerte, 2015

053-061 IX.Enfermedades del sistema circulatorio

HombresMujeresRatio H/M
Todas las edades56.46167.7360,83
Menores de 1 año1171,57
De 1 a 4 años1125,50
De 5 a 9 años732,33
De 10 a 14 años871,14
De 15 a 19 años1672,29
De 20 a 24 años27221,23
De 25 a 29 años49202,45
De 30 a 34 años94342,76
De 35 a 39 años249862,90
De 40 a 44 años4321472,94
De 45 a 49 años9172783,30
De 50 a 54 años1.5074123,66
De 55 a 59 años2.0126373,16
De 60 a 64 años2.6098273,15
De 65 a 69 años3.7281.4472,58
De 70 a 74 años4.9152.5531,93
De 75 a 79 años7.1655.2401,37
De 80 a 84 años11.16812.1990,92
De 85 a 89 años11.56818.3710,63
De 90 a 94 años7.57716.8760,45
De 95 años y más2.3918.5610,28
 Fuente: INE

Caramba, resulta que en todos los tramos de edad, hasta los 79 años, mueren más hombres que mujeres por enfermedades cardiovasculares. En varios de los tramos con más fallecidos, los hombres que fallecen son más que el triple que las mujeres. Sólo a partir de los 80 años mueren, efectivamente, más mujeres que hombres por estas enfermedades.

Pero claro, como ya me señalaba mi lector: ¡Es que en esas edades hay muchas más mujeres que hombres! Veamos qué sucede si en lugar de los datos absolutos de fallecidos examinamos las tasas de mortalidad (fallecidos por cada 100.000 personas):


-->
Tasas de mortalidad por causas de muertes
(fallecidos /100.000 habitantes), 2015

053-061 IX.Enfermedades del sistema circulatorio

HombresMujeresRatio H/M
Todas las edades247,627286,9040,86
Menores de 1 año (*)5,0813,4351,48
De 1 a 4 años1,1820,2295,16
De 5 a 9 años0,5470,252,19
De 10 a 14 años0,6690,621,08
De 15 a 19 años1,4340,6652,16
De 20 a 24 años2,3051,9541,18
De 25 a 29 años3,7651,5422,44
De 30 a 34 años5,8892,1422,75
De 35 a 39 años12,5684,4852,80
De 40 a 44 años21,7057,6722,83
De 45 a 49 años49,09715,1623,24
De 50 a 54 años88,03823,9173,68
De 55 a 59 años135,00941,4923,25
De 60 a 64 años211,45563,4323,33
De 65 a 69 años333,415117,3042,84
De 70 a 74 años541,238242,4492,23
De 75 a 79 años1.051,89591,8761,78
De 80 a 84 años1.945,161.434,531,36
De 85 a 89 años3.764,323.273,511,15
De 90 a 94 años7.040,056.648,561,06
De 95 años y más10.400,8211.559,410,90
 Fuente: INE

Como sospechaba José, el número mayor de fallecidas en los tramos superiores a los 80 años se explica, en efecto, en gran parte, porque hay más mujeres en esa edad. En todos los tramos de edad, menos en el último (95 y más años) la mortalidad de las mujeres por enfermedades cardiovasculares es más baja que la de los hombres.

Aún podemos hilar más fino, porque el texto de la noticia hablaba sobre todo de infartos, aunque la estadística a la que se refería era más general, de enfermedades cardiovasculares. Pero el INE tiene también la estadística de mortalidad por infarto, y los resultados contradicen aún más claramente las ideas expresadas en el artículo: directamente fallecen más hombres (9.423) que mujeres (6.509). Y las tasas de mortalidad por 100.000 habitantes por infarto agudo de miocardio son más altas entre los hombres que entre las mujeres, en todos los grupos de edad, incluido el de 95 años y más.


¿Han sentido en su cabeza algo extraño, como un PUFFFF? Es el leve sonido del titular y el argumento principal de la noticia, que se acaban de volatilizar.


Como decía más arriba, es posible que, como dicen los expertos consultados, haya errores de diagnóstico y seguimiento en estas enfermedades entre las mujeres, por los cuales haya muchas muertes de mujeres que podrían evitarse. Pero de ahí no se deriva que la mortalidad por estas enfermedades sea más alta entre ellas que entre los varones. De hecho, no es así, y alguien, no sé si uno de los expertos, o el propio periodista, ha dado ese salto lógico, sin red, y se ha pegado un buen tortazo.

4 comentarios:

  1. Eso sin contar que esas "más de 10000 muertes" no son el 6% más. Más bien es un, así a ojo, 20%...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Andá, es verdad! Por estar atento al argumento general no me he fijado en esa cuenta.

      Eliminar
    2. Josu, gracias por todos estos posts tan ilustrativos sobre la escasa formación que tenemos interpretando datos. Tu blog es un lujo.

      Eliminar
  2. Un análisis de primera. Las tasas y las tasas ajustadas, esas grandes desconocidas.

    ResponderEliminar

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.