28 de septiembre de 2004

Malaprensa en italiano

(Gracias a A.M.A. por el envío)

No sólo en España hay descuidos, como ilustra esta información del Corriere della Sera. Aunque está a medio camino entre la malaprensa y la errata, y no afecta mucho al fondo de la noticia, la recojo también por un motivo secundario: el recordatorio de que el calentamiento global no tiene que ver sólo con el CO2, como algunos parecen creer.

El texto italiano original es:

La riduzione di emissioni di metano rientra nelle clausole del Protocollo di Kyoto, fortemente voluto, tra gli altri da Australia e Nuova Zelanda.

TASSA ANOMALA - La Nuova Zelanda, in particolare, è particolarmente attiva nella battaglia alle emissioni di metano in campo agricolo. Data la consistenza presenza di bestiame, il paese conta ben 9 milioni di bovini e 46 milioni di ovini, quest'anno il governo ha introdotto una tassa sugli allevatori, prontamente soprannominata 'tassa sui rutti". La tassa prevede il pagamento di 60 centesimi di euro l'anno per ogni bovino posseduto ed 8 per pecora. Gli introiti, che un rapido calcolo permette di prevedere intorno ai 5 milioni di euro, serviranno a finanziare la ricerca necessaria perché la Nuova Zelanda possa conseguire gli obiettivi del protocollo di Kyoto sulla riduzione delle emissioni di gas-serra.
Que en la traducción de A.M.A., dice lo siguiente:
La reducción de emisiones de metano entra en las clausulas del Protocolo de Kyoto, fuertemente apoyado, entre otros por Australia y Nueva Zelanda.

TASA ANOMALA - Nueva Zelanda, en particular, es particularmente [?] activa en la batalla contra las emisiones de metano en el sector agrícola. Dada la fuerte presencia de animales, el país cuenta con más de 9 millones de bovinos y 46 millones de ovinos, este año el gobierno ha introducido una tasa a los criadores, rápidamente apodada 'tasa sobre los eructos". La tasa prevé el pago de 60 céntimos de euro al año por cada bovino en propiedad y 8 por oveja. Los ingresos, que un rápido cálculo permite prever en torno a los 5 millones de euro, servirán para financiar la investigación necesaria para que Nuova Zelanda pueda conseguir los objetivos del protocolo de Kyoto sobre la reducción de las emisiones de gas-invernadero. [Los destacados son de A.M.A.]
Como concluye A.M.A.: "O sea: ( 0,60x9.000.000) + (0,08x46.000.000) = 5.400.000 + 3.680.000 = ~ 5 millones. Verdaderamente han hecho el cálculo -y el repaso- muy rápido."

Comentarios hasta el 26-12-09

Creo que esto no es un caso de fallo en Matemáticas básicas. Simplemente, al periodista se le ha escapado, cual flatulencia irremediable (con perdón) una de las variables de la ecuación, la oposición de los ganaderos al impuesto, que haría que la recaudación sería menor. Entonces la fórmula aplicable sería:

SheepTax*SheepNumber+CowTax*TaxNumber- FART=TotalTax

FART, como sabemos, significa en Nueva Zelanda, Farmers Against Ridiculous Taxes, una asociación formada para luchar contra la curiosa medida.

O que han dado por descontada la tasa de morosidad porque, por ejemplo, si resulta que mi vaca o mi oveja no eructa (por cuestiones genéticas, de educación o problemas de salud) ¿por qué voy a tener que pagar tasa de eructo por la bestia?

¡Estupendo el recurso a MALAPRENSA en 'lenguas'¡. Como dice el dicho "everywhere boil beans"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.