27 de septiembre de 2004

Sostenella y no enmendalla

Ayer domingo El País publicó un amplio reportaje de una página titulado vuelvaustedmañana.com, en el que se volvía al tema de los déficits en la administración electrónica española, tomando como punto de partida la noticia sobre el ranking de la Universidad de Brown, que yo había criticado duramente en malaprensa el pasado miércoles.

Al comienzo del reportaje se hacía una defensa de la veracidad del tal informe, en estos términos:

A Domingo Laborda, director general de Modernización de la Administración, le resulta cómico escuchar que la República de Togo está muy por delante de España en cuanto a la presencia de su Gobierno en Internet, la calidad de la información y los servicios que da a sus ciudadanos a través de la Red. El dato aparecía en un estudio de la estadounidense Universidad de Brown, publicado la semana pasada, que comparaba lo que se llama administración electrónica (e-gobierno, en jerga tecnológica) en 198 países y que colocaba a España en el puesto 77 y a Togo en el 8.

Pero basta entrar en la página web www.republicoftogo.com para rendirse a la evidencia. Literalmente, en un par de pasos están disponibles los datos biográficos de su presidente, la composición del Gobierno actual y del anterior, teléfonos de la oficina del primer ministro y de todos los ministerios, datos económicos básicos del país y todo tipo de información turística. Bien es cierto que Togo tiene menos población que la Comunidad de Madrid. Pero la orientación directa y sencilla de su página de bienvenida no se encuentra en casi ninguna de las 200 webs de la Administración española.

Y luego ya se seguía con una discusión sobre lo que funciona y lo que no en la administración electrónica española, reconociendo que hay algunas muy buenas (como las de la Seguridad Social o la Agencia Tributaria) pero presentándolas como excepciones en un campo en general atrasado.

Seguramente no soy el único que pensó que aquella noticia era un disparate. Pero como mandé un e-mail a la defensora del lector de El País con un link a mi texto, me pregunto si malaprensa tuvo alguna influencia en la preparación del reportaje del domingo. Supongo que pudo contribuir, junto con algún otro comentario a despertar el interés suficiente para hacer el reportaje.

Lo mejor de todo es que, contra lo que dice el texto, es muy discutible que al entrar en www.republicoftogo.com uno deba "rendirse a la evidencia". Efectivamente, la página está muy bien diseñada, es colorista, y es muy atractiva. Y tiene mucha información sobre Togo. Pero es más bien un portal de presentación de un país hacia el exterior que una buena página de gobierno electrónico.

Dice el periodista de El País: "en un par de pasos están disponibles los datos biográficos de su presidente, la composición del Gobierno actual y del anterior, teléfonos de la oficina del primer ministro y de todos los ministerios". Cierto, por ejemplo, el vínculo a Gouvernement nos da casi toda esa información. Pero ¿y las páginas web de los diferentes ministerios? Où sont-elles? Parece que no existen. Bueno, no importa, porque hay un e-mail info@republicoftogo.com con el que nos podemos dirigir a todos los ministerios. Sí, sí, todos los ministros y sus ministerios comparten una cuenta de correo electrónico. Muy bien, muy bien, para que los ciudadanos no se despisten.

Sin duda, mucho mejor la administración electrónica en Togo que en España. Ni comparar con www.la-moncloa.es, donde hay vínculos a las páginas web de todos los ministerios, la administración de justicia, las comunidades autónomas. Vaya rollo, ¿no? Cuánto mejor la página de Togo, con poca información, pero muy clarita.

Gracias a El País por ayudarnos a comprender lo bien hecho que está el informe de la Universidad de Brown. A eso se llama sostenella y no enmendalla.

Comentarios hasta el 26-12-09

Lo de El País es alucinante. Y precisamente utilizan como prueba la página de Togo, en la que escasamente te dan un listado de los ministerios. Me pregunto qué interés tendrán esta vez en "sostenella"--quizá el no verse desdichos, ¿la vergüenza de reconocer un error? Menos mal que la credibilidad de El País no depende de artículos como éstos, ¿o sí?

Lo preocupante es que el Director de Modernización vea las páginas webs como las portadas de los libros y equipare foto bonita/libro bueno; y no mire (¿o es que no entiende?) los índices y entienda que las webs oficiales son para trabajar, para dar servicio al ciudadano/empresario .... y ahí sí que hay tomate ..... porque si la burocracia es ponzoñosa difícilmente podremos hacer webs/e-government útiles y facilitadoras para el usuario.

Vaya comentario mas partidista.
La ea en España no esta tan bien (hay informes de todos los paises, de consultoras etc que coinciden en falta de avance independientesmente del puesto en el que se nos coloque).

Una de las razones precisamente es que la politica influye demasiado en el desarrollo de la eA, y que los puestos altos suele ocuparlos gente del "partido" con pocos o ningun requisito para el cargo. Para ocupar ciertos cargos no solo hay que saber de TIC, hay que saber de Admon. , de gestion, de comunicacion, de interrelacio y hay muy importante seleccionar equipos profesionales, no una corte de aduladores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.