16 de octubre de 2004

Este hogar se autodestruirá en 30 segundos

Esa frase, tipo Misión Imposible, me ha venido a la cabeza al leer este titular de El País del 15 de octubre: "Más de la mitad de los hogares españoles no llega a fin de mes". Naturalmente, con lo de "no llegar" no se refiere a eso. Ni a lo del divorcio rápido que el gobierno quiere introducir. Se refiere a la dificultad para llegar económicamente.

Pero no es esa pequeña confusión lingüística la que trae la noticia a malaprensa. ¿No creen ustedes que todos nos habríamos dado cuenta si más de la mitad de los hogares "no llegaran" a fin de mes, es decir, realmente no pudieran pagar sus gastos normales, o tuvieran que hacer enormes recortes de sus gastos para poder terminar el mes? ¿Ven ustedes alrededor una sociedad en la que a más de la mitad de las familias el dinero que ganan no les llega realmente para cubrir sus gastos?

Claro que no, porque no es cierto. Aquí están los datos:
En cuanto a la percepción subjetiva del momento económico,entre abril y junio, el 55,9% de las familias españolas dijo que tenía alguna dificultad para llegar a fin de mes con sus ingresos netos, 0,42 puntos más que un año antes. Así, según el resultado de las encuestas, el 12,44% de los hogares tenía mucha dificultad para terminar el mes, el 16,94% dificultad, y el 26,54% cierta dificultad. Del resto, el 28,56% llegaba con cierta facilidad, el 14,14% con facilidad y sólo el 1,3% restante con mucha facilidad. El porcentaje de hogares que en el segundo trimestre podían destinar algo de dinero al ahorro se situó en el 37,44%, 1,78 puntos más que un año antes.
Redondeando: el 56% de las familias tiene "alguna dificultad" para llegar a fin de mes con sus ingresos netos, lo que es el resultado de sumar los que tienen mucha dificultad (12%), dificultad a secas (17%) y, el grupo más numeroso, "cierta dificultad" (27%). Incluir a esos tres grupos como familias que "no llegan a fin de mes" es una clara distorsión de los datos. Pero claro, produce un titular más espectacular.

Comentarios hasta el 26-12-09

Todo ello sin entrar en que estamos hablando de un juicio subjetivo que varía de entrevistado en entrevistado y de que, en el supuesto de que pudiéramos agregar todos esos juicios subjetivos (pecado en el que caemos continuamente los sociólogos), no tenemos ni idea de qué significa en términos económicos. ¿Despilfarran esas familias? ¿Consumen todo lo que ingresan porque no les compensa tener el dinero en el banco? ¿Tienen ingresos tan bajos que su capacidad de ahorro es mínima? Etc., etc.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.