22 de diciembre de 2006

Las osas ya no hibernan

Me escriben Leonor y Julio sobre el mismo tema (mil gracias a los dos). El segundo me ha enviado un texto muy elaborado, con citas y referencias, que les extracto a continuación:
Habrás leído una noticia en El País de ayer con un titular "amarillista", como suelen serlo casi todos los que se relacionan con el cambio climático: "Los científicos detectan por primera vez osas cantábricas que no hibernan. Los expertos apuntan al calentamiento como posible causa del comportamiento."

Pues bien, no es cierto que sea la primera vez que detectan osas que no hibernan en España. De hecho el mismo autor que es entrevistado las detectó en el pasado. En Naves & Palomero, 1993, cap.8, afirma que en 1992 una hembra con crías no hibernó, y revisa casos parecidos, constatados o firmes sospechas, en Croacia y Alaska.

No hay motivo para dejar de sospechar que hacia el sur del área de distribución del oso la falta ocasional de hibernación haya sido un fenómeno natural en años algo más calidos que la media, como está reportado en Estados Unidos (Museo de Zoología de la Universidad de Chicago) y se cuenta también (no sé con qué fiabilidad) en la web de la Federación Española de Caza.

Es cierto que en el cuerpo del artículo se suavizan bastante las cosas (aunque sueltan perlas como "Que los osos no hibernen es un cambio drástico"), pero de cualquier manera el titular sigue siendo escandalosamente llamativo.

Es decir: leyendo lo publicado en El País, parece como si Palomero se contradijese con lo que él mismo sabe y ha reportado anteriormente en su vida científica. Y sin embargo si se leen cuidadosamente sólo las frases entrecomilladas atribuídas a él en el artículo la impresión que se saca no es ni por asomo la misma, ya que cita muy de refilón el asunto climático. En cualquier caso, uno no puede dejar de creer en la honestidad de este zoólogo (reconocido), luego hay que pensar que el error procede de El País, a través del firmante del artículo, para seguir vendiendo el cambio climático en los titulares. Con esta moda mediática del cambio climático cosas por el estilo estamos acostumbrados a verlas, no sólo en El País, sino en prácticamente todos los medios día sí y día también.

Una cosa más: la noticia ha tenido repercusión internacional: The Independent, Playfuls.com
Y añado yo: y esa repercusión internacional es la mejor prueba de cómo los malos titulares deforman la percepción incluso de los buenos textos. Fíjense en el titular y el primer párrafo de The Independent:
Climate Change vs Mother Nature: Scientists reveal that bears have stopped hibernating.
Bears have stopped hibernating in the mountains of northern Spain, scientists revealed yesterday, in what may be one of the strongest signals yet of how much climate change is affecting the natural world.
[Mi traducción: El cambio climático contra la madre naturaleza: los científicos revelan que los osos han dejado de hibernar.
Los osos han dejado de hibernar en las montañas del norte de España, revelaron ayer científicos, en lo que puede ser una de las señales más fuertes hasta la fecha de cuánto está afectando el cambio climático al mundo natural.]
Caramba, qué fino hila The Independent. Va a haber que poner en marcha Badpress.com.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.