10 de mayo de 2004

¿Anónimo o apócrifo?

Estos días ha estado en discusión el famoso documento sobre los medios de comunicación catalanes y españoles, que parece escrito desde la perspectiva del gobierno tripartito, pero que no tiene firma ni autor conocido. Como se recordará, el documento fue difundido por CiU y la Generalitat ha negado una autoría oficial, pero su secretario de comunicación, Miquel Sellarés, de ERC, parece estar en el centro de la tormenta, y circulan informaciones de que el PSC presiona para que dimita, mientras que ERC se resiste.
Traigo aquí este asunto porque me ha sorprendido el uso reiterado en El País del término apócrifo, para referirse al informe. En sus noticias sobre el asunto del viernes 7, sábado 8, domingo 9 y lunes 10 (todas ellas de pago), se utilizan las expresiones "documento apócrifo", "apócrifo informe" o "informe apócrifo", para referirse al famoso documento. El adjetivo apócrifo no aparece en texto entrecomillado, atribuido a alguna fuente, sino que es elegido por los propios periodistas de El País para describir el informe.
Según la Real Academia apócrifo significa:
1. adj. Fabuloso, supuesto o fingido.
2. adj. Dicho de un libro atribuido a autor sagrado: Que no está, sin embargo, incluido en el canon de la Biblia.
Aunque la Academia no lo recoja, por extensión de la segunda acepción, suele usarse también para referirse a un texto falsamente atribuido a un autor, o a una institución.
Sólo este último sentido puede valer para el famoso informe, pero dada la acusación de CiU, y la negativa de la Generalitat, el uso reiterado del adjetivo "apócrifo" implica tomar partido claramente por la versión del gobierno. Lo cual choca abiertamente con la información, contenida en las mismas noticias, sobre la presión del PSC sobre ERC para que dimita Sellarés, que parece indicar que los desmentidos del gobierno algo ocultan.
En definitiva, ¿saben los redactores de El País en Cataluña quién es el autor del famoso documento? ¿Están completamente seguros de que no procede de alguien que trabaja en el gobierno de Cataluña? ¿Si no es así, por qué usan tan alegremente el término apócrifo?
Quizá deberían aprender de sus jefes de Madrid, que en el editorial del sábado 8 se cubrían un poco las espaldas hablando de un informe "aparentemente apócrifo".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si quieres que otros lectores puedan debatir contigo, por favor, no firmes como "Anónimo" a secas. Usa la opción "Nombre/URL" e invéntate un nombre, aunque sea "Anónimo33", "ABC" o "123", para que podamos dirigirnos a ti. Gracias.